SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

sábado, 20 de marzo de 2010

¿Cómo sacar flemas del pulmón? Drenaje autógeno o autogénico



El drenaje autógeno es una técnica para ayudar a eliminar las secreciones de las vías respiratorias.

¿Cómo se efectúa?

Hay que respirar por la nariz despacio pero profundo. Al final de la inspiración se hace una pausa de dos o tres segundos. La espiración se hace en dos fases: la primera fase es pasiva, relajada sin emplear los músculos espiratorios, y la segunda es activa, larga usando los músculos dela espiración.

El tiempo espiratorio varía según la cantidad de la secreción y la posición momentánea de las flemas en las vías respiratorias-. Es decir, con poca flema mayor es la espiración, con mayor cantidad de secreciones menor duración tiene la espiración.

El drenaje autogenico puede practicarse estando sentado y también acostado. Si lo hacemos sentados debemos estar rectos y podernos relajar. Podemos controlar con las manos los movimientos de tórax y abdomen apoyándolos en ambas zonas corporales, Además estos nos permite sentir las vibraciones que produce el movimiento de las secreciones en las vías respiratorias.

Para evitar que los bronquios se obstruyan al espirar conviene sacar el aire con los labios fruncidos como para soplar velas. (Puede leerse el post de respiración con labios fruncidos)

El drenaje autogénico debería aplicarse antes de la comida o una hora después de la misma. Esta técnica puede durar unos 20 a 40 minutos y repetirse dos veces por día.
Esta técnica es conveniente que sea enseñada por un terapista con experiencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada