SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

domingo, 29 de abril de 2012

Bomba de insulina y diabetes en Fibrosis quística



La bomba de insulina es un pequeño dispositivo mecánico que se lleva junto al cuerpo, algunas veces a la altura de la cintura o cinturón. La bomba envía insulina al cuerpo por medio de un tubo muy pequeño que tiene en la punta una aguja finita. Se inserta la agujita debajo de la piel en el sitio de infusión, usualmente en el abodmen. La agujita se deja en su lugar por dos o tres días y luego se cambia de lugar. La insulina es liberada a través de esta pequeña agujita.

La bomba de insulina es un dispositivo computarizado que envía insulina de acción rápida (Humalog o NovoLog) en cantidades precisas a horas pre-programadas. Usted tendrá que aprender a usar la bomba para enviar más insulina cuando consuma alimentos.

Seis compañías farmacéuticas fabrican las bombas de insulina, estas son Animas, Smiths Medical MD, Inc., Disetronic, Medtronic MiniMed, Nipro Diabetes Systems, y Dana Diabecare. Las características de cada una de las bombas de insulina varían.

La bomba nos permite:
•Comer lo que quiera, cuando lo desee.
•Menos preocupación de los niveles de azúcar en la sangre y menos probabilidad de tener una hipoglucemia.
•Vivir la vida sin necesidad de horarios para refrigerios o inyecciones.

Hay muchos estudios científicos que demuestran que la terapia con bomba de insulina resulta mucho más ventajosa para adolescentes y adultos con diabetes tipo 1. También hay otros estudios que demuestran que la terapia con bomba de insulina trabaja muy bien en niños de edad preescolar o en niños que recién empiezan a caminar.

La bomba de insulina envía solamente insulina de acción rápida, en cambio con las inyecciones se usan dos tipos de insulina de acción rápida y de acción lenta.
Con la bomba, usted puede planear sus comidas y actividades con mucha más certeza sobre cuando la insulina va a hacerle efecto.
Si usted está usando inyecciones, en cambio la insulina está en su cuerpo por más tiempo, y la absorción puede ser impredecible. Algunas veces trabaja cuando debe, y otras veces antes o después de lo que usted espera. Esta es una de las razones principales por los que su nivel de azúcar en la sangre puede variar frecuentemente, de un día para otro si usa inyecciones.

Con las inyecciones se suministra grandes cantidades de insulina en horarios indicados. Con frecuencia se deposita debajo de la piel, esperando ser absorbida. Si usted hace actividad física o ejercicio se absorbe rápidamente, en cambio si está sentado o en reposo pasa lentamente a la sangre. Esto hace que los niveles de azúcar sean difíciles de controlar, por lo que la bomba representa una alternativa diferente.

La bomba envía insulina automáticamente en pequeñas dosis y constantemente; que es muy similar a como funciona un páncreas normal. Con la bomba usted tiene la dosis de insulina adecuada, en forma continua, para mantener la estabilidad que necesita el cuerpo entre comidas.

La bomba le da un control más acertado sobre el suministro de insulina.. Esto significa que, usted puede determinar qué y cuando quiere comer, cuándo y por cuanto tiempo practicar cualquier deporte y hasta saltarse un refrigerio o una comida.

Este mejor control y el hecho de que se peude comer lo que uno quiera es una ventaja para las personas con FQ, ya que faciltia el incremento de peso.

Personas de todas las edades usan la bomba de insulina. Una de las personas más jóvenes en recibir la bomba fue un niño de apenas 12 días de nacido. La edad correcta para comenzar a usar la bomba es una decisión que debe ser tomada entre usted y los médicos que le controlan la diabetes. La edad no representa un problema ya que existen muchos jóvenes usuarios de la bomba de insulina que demuestran que esta funciona.

La bomba puede utilizarse sola, haciéndose controles de glucosa de la forma habitual o se puede adicionar a la bomba el monitor continuo de glucosa, el cual es un pequeño dispositivo que le suministra al paciente las lecturas de la glucosa en el líquido intersticial cada 5 minutos (288 lecturas al día) pudiendo, gracias a ello, llevar un mejor control, determinar su evolución y conocer la velocidad a la que está cambiando la glucosa, dotándole de alarmas para avisarle al paciente.

El sensor mediante un transmisor le envía información a la bomba de los niveles de azúcar que tiene la persona. El sensor, el transmisor y el parche donde está la agujita de la bomba son sumergibles. Cuando nos queremos bañar, nadar o cambiar la ropa, la bomba se desconecta del tubito y se reconecta cuando ya terminamos estas actividades.

http://www.childrenwithdiabetes.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada